soda caustica
  poesias
 
Contenido de la nueva página
Por teléfono
                    I
Apártense porque vengo resuelto
dos cosas son plausibles;
no estoy muerto
y la locura no encon
tré
mejor sáquenme de la cabeza
este odio que es la poesía
así podré descansar
de lo contrario prepárense
mas cuerdo que nunca
con una pereza que no es de este mundo
con una grasa que no es animal
con la boca dispuesta al desgaste
hasta africatizar mis pecados
de tanto reiterar blasfemias
de tantos estornudos nasales
de una gigante hematoma gástrica
ahora el beso de la muerte
 me sabe a jarabe de niño para gripa
y  miro absurdo
en el cristal de las llamas
el trofeo de mi cadáver exquisito
Tengo mucho que contar
y tanto por que sufrir
que la vida apenas comienza
 
                        II
Yo no pude soltar el nudo de mis zapatos
para irte a buscar
me dijeron que era tarde
que te habían acribillado las espinas
y que muy pronto te iban a enterrar
yo iba buscarte en esa cámara secreta
donde fermentan vino
yo iba a sacarte de ese cascaron
que le llaman provincia
los enanos me hubiesen dejado pasar
pero me destrozaron la esperanza
me dijeron que eras cínica como la luna
y que tus besos salobres como una langosta
sabían a ración de jarabe para insectos
en realidad eran pasto biche
yo sabia de tu presencia
pero no de tu naturaleza
podías tener un mal de Hipnos
yo te pintaba en una torre tejiendo trenzas
o en un piso esculpiendo mugre
pero terminé triste
por el ocaso de tu cuerpo impúber
flor de matarraton
no me pidas misericordia
yo no puedo salvar Blanca Nieves
 
 
 
  
  
    
                    VI
Quiso tenerlo todo Cabarcas
por eso a mi me gusta tu poema
mira sus ojos bellos
contrastan con los pómulos caídos
porque se aburrió de su belleza que no conocía
aun así sus piernas connotan una mujer de veinte
pero sacude el polvo como si tuviera cien
Daniela tuvo más dicha que ella David
por eso me gusta más tu poema
 
 
          ORLANDO MOLINA ESTRADA
 
 
 
    
    
 
DESNUDATE
 
 
Desnúdate, libérate, exhibe tus frutos, corre, corre.
No te detengas, eres libre, estas desnuda.
Ignora los prejuicios, los moldes morales y la tele, abandona el monitor y la radio, solo corre, no fumes, no te embriagues, no te drogues, solo corre, ¡eres libre!, corre, corre. Lujuriosa carne, no te detengas. Sigue, no te canses. Eres mente e impulso. Sigue hasta el final, allá estará tu verdadera imagen.
 
David Cabarcas Salas
dacas886@hotmail.com
 
  Hoy habia 1 visitantes (5 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!  
 
Este sitio web fue creado de forma gratuita con PaginaWebGratis.es. ¿Quieres también tu sitio web propio?
Registrarse gratis